Aprovechando espacios

 

 

 

 

 

 

Hay gente que encuentra espacios donde no los hay. Aprovechando que alguien rompió el bolardo, pues meto el coche.

Lo que más me revienta, es que yo dejo el coche media hora y me ponen una bonita receta. Este “señor” (o lo que sea) dejó el coche casi medio día y no fue multado.

En fin, espero que le toque a él algún día.